Repeticiones

·5·

Una ventana estampada

en el papel

como silente metáfora

del verso,

adornado sin belleza

o calidez,

embuida en el

mágico misticismo

del significado.

·

Un escape,

una salida invitándonos

a informes realidades;

un espejo del color

de nuestras vanidades;

un amparo que

nos protege de la lluvia

de verdades

que amenazan

con rompérsenos en la cara;

un portal desde el que,

inmóviles,

observamos maravillas

cristalinas e inalcanzables.

·

Una ventana forjada

con arena,

esmerado espejismo

que confunde ilusiones;

rebuscado acontecer

de ensoñaciones

que en forma de rocío

se desgarran en jirones;

alegoría, vívida,

efímera,

intuición perseguida

por el cuello,

una historia comienza

un día,

destinada a  rodar

cuesta abajo en la vida.

·

Un momento

de luminosa fluorescencia

preservado en la

memoria con candado.

·

Mágica humedad

que se respira,

el aroma de poesía

que inunda la pieza,

decae con el tiempo

y entristece,

agoniza, y herido de belleza,

muere.

·

Pálida enfermedad

es éste afán,

malherido de ilusión,

debilitado arte que se esconde.

·

Timidez en la mirada

que se asoma, aparece

paulatinamente

en la ventana,

nos observa con la calma

de la luna,

se detiene y nos inunda

con su aura.

·

Sólo así sabemos que ha

vencido la tormenta de

razón que la asediaba,

y ahora,

atónitos,

caemos de embeleso embriagados.

-ilfirin-

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s