there ain’t no reason

ocho cero cinco am. sólo pienso en un esternón roto a hachazos, en quebrar un esternón como si fuera una ramita seca, haciendo presión con ambas manos, en que el mío podría partirse así ahora mismo de lo debilitado que está.

alimento húmedo para cuervos
me muevo en el círculo infinito de una tristeza que me sobrepasa.

mi peso arrastra a los demás.

once cincuenta y cinco am trato de sacudirme el finísimo polvo limadura de hierro de mi tristeza. se me mete en los poros de la piel, nada en mis lagrimales, lo respiro.

tercer día del año y siento que ya no puedo más. logré llegar de este lado del año, logré llegar hasta aquí. ya no puedo más. mientras más camino, en lugar de alejarme más de ti, más me debilito, me desgasto como tiza humedecida en el pavimento.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s